¿Qué es la economía digital? ¿Cómo afecta su desarrollo al bienestar de los ciudadanos? – Ignacio Aguado y Darío Martínez

El poder de la economía digital

La economía digital tiene un impacto generalizado en toda la economía. Es una economía con una serie de rasgos característicos que la diferencian de la economía tradicional. Al ser una economía basada en las tecnologías digitales, su principal acelerador son las innovaciones en hardware de sistemas, software de computación en la nube y tecnologías de conectividad a internet.

Además, nuevos modelos de negocio emergen, en los que el uso y la manipulación de datos son la principal fuente de valor para la empresa. La economía digital no entiende de barreras geográficas dando lugar a una competencia más global e intensa. Esta nueva economía también ha impulsado la implantación de las técnicas de marketing tradicional en entornos digitales como las redes sociales.

La economía digital es clave en los procesos de transformación que la nueva sociedad digital está experimentando. Las nuevas tecnologías han dado voz a los usuarios provocando que la fuente de valor de un producto o servicio y su éxito se mida según las opiniones de los usuarios.

Las empresas cuentan con nuevas formas de financiación. El modelo freemium permite a los usuarios disfrutar de un servicio de forma gratuita y tan solo pagar por la funcionalidad completa o más avanzada. También algunas empresas se financian introduciendo publicidad en su servicio. Y por último, el crowdfunding, un revolucionario método de mecenazgo colectivo de personas que simpatizan con la causa o los valores de la empresa o el producto que financian.

El dinero efectivo está en declive ante el crédito y las nuevas formas de pago que la economía digital está introduciendo. Las criptodivisas como el Bitcoin, los pagos electrónicos a través de plataformas como Paypal o aplicaciones como Google Wallet poco a poco se van asentando como los métodos predefinidos de compra en la red.

Por último, la economía digital resalta la importancia del potencial de Internet como motor de creación y compartición de ideas. Nuevas plataformas como Youtube, Instagram o Vimeo son clave en la generación de contenido creativo remunerado altamente beneficioso para la sociedad.

En conclusión, gracias a todos estos avances el ciudadano tiene a su disposición una gran variedad de productos y servicios con gran competencia entre sí, lo que resulta en mejores condiciones para él. Además, el desarrollo de los distintos métodos de financiación y pago tienen como consecuencia el despliegue de un amplio abanico de soluciones al alcance de toda la sociedad.

No hay comentarios aún... ¡Se el primero en dejar una respuesta!

Dejar un Comentario